lunes, 5 de diciembre de 2011

Cómo decorar galletas con glasa

           ¡Feliz Semana de Puente-Acueducto!
         Imagino que algunos tendréis casi toda la semana, ¡que envidia!, yo digamos que la tengo, pero al estar de reposo estoy recluida en casita =). Para el fin de semana ya podré dar algún paseito, así que organizaremos alguna ruta ligth.
          Tengo muchas recetas por subir y muchas ganas de que las veáis, pero he decidido subir este tutorial antes, porque la última entrada que subí fue sobre cómo hacer las galletas para decorar, así que me han pedido, lógicamente, que enseñe cómo decorarlas =)
           Me he animado además, a crear una sección de tutoriales, ya que esto ni es una receta ni truco o consejo, y además, conforme aprenda más cositas, no descarto hacer algún tutorial en vídeo.
           Antes de comenzar, aclarar que esto son unas nociones básicas, ya que sólo he hecho tres veces galletas, y no tengo gran cantidad de fotos, ya que he esperado a dominar un poco la técnica. La próxima vez que haga, realizaré un buen reportaje y explicaré todo mejor.
No obstante, con estas nociones básicas, creo que os podréis arreglar bastante bien.

            Lo primero es explicar cómo se hace la glasa. Yo, para comenzar en este mundillo, compré preparado de glasa, icing se llama, que ya te viene el polvo preparado para añadirle agua y listo, pero por si no tenéis opción de comprarlo o queréis hacerla vosotras, os explico cómo hacerla en casa. Necesitáis:

- 400 gramos de azúcar glass.
- 2 claras de huevo.
- Esencia al gusto (opcional, y que sea incolora) o unas gotitas de limón.

          También podéis hacer la mitad, depende de la cantidad de galletas, eso probáis. Hacerla es fácil, se baten las claras hasta que espumen un poco, sin montarlas y se va añadiendo el azúcar sin dejar de batir hasta que la glasa no se desprenda de las varillas. La esencia la añadís cuando hayáis echado más o menos la mitad del azúcar.
          Cuando la glasa tenga una consistencia tal que quede en las varillas sin desprenderse, estará lista y con esta glasa es con la que se hacen los bordes de las galletas. La colocamos en tantos cuencos como colores queramos usar, tintamos cada cuenco y ponemos cada parte en una manga pastelera con boquillas número 1, 2 o 3 (la mejor la de 1).
           En la que os quede en los cuencos, vais echando un poquitin de agua para hacerla más líquida. Id poco a poco hasta que consigáis una textura como de yogur griego, que al echar una gotita de glasa en la glasa (valga la redundancia) tarde unos segundos en integrarse. Cuando la tengáis, la colocáis en biberones. Todo esto rapidito porque la glasa al contacto con el aire endurece.
Bien, una vez está cada color en su manga y su correspondiente biberón, se puede comenzar, pero antes os explico cómo hacer la glasa si usáis preparado como el mío. Yo tengo de la marca Funcakes y va muy bien.
                En este caso es más fácil aún, pues sólo tenéis que poner en un cuenco el preparado (unos 200 gramos más o menos para unas 12-14 galletas, aunque yo lo hago a ojo, por cucharadas) e id añadiendo, muy poco a poco agua y removiendo con una cuchara. Lo demás es igual, tenéis que conseguir una consistencia espesa, hasta que se quede adherido a la cuchara sin desprenderse y para el relleno, textura de yogur, como antes.
            Bien, pues una vez tenemos la glasa lista, cogemos las mangas y vamos delineando el contorno de la galleta. Hay que intentar apretar de forma constante, con la misma fuerza, para que todo el contorno sea de igual grosor. Empezamos por una punta y cuando lleguemos al final, apretamos suavemente para que las dos puntas de la glasa se unan y con un palillo vamos corrigiendo las imperfecciones. Tenéis que levantar bien la manga sin preocuparos, que el "hilo" de glasa no se romperá.






 
            Cuando tengamos el contorno de todas las galletas, podemos comenzar a rellenar, ya que el borde se habrá secado (tarda unos segundos). Cogemos los biberones y vamos rellenado con cuidado de no poner demasiada cantidad para evitar que se desborde. Igual que antes, podemos ayudar a la glasa con un palillo.




            Una vez rellenas, se deben dejar secar bastante, unas 3 horas o más. Cuando veáis que están bastante secas, las pasáis a un recipiente hermético y ahí se conservan bastante bien.
             Una vez bien secas, podéis decorar más haciendo de nuevo glasa como la que se usa para el borde. Podéis hacer cositas como estas, es cuestión de imaginación.




             Creo que no se me olvida nada, siento que haya poquitas fotos, prometo colocar más para que se entienda todo mejor. Espero que os sirva, un besazo =)

6 comentarios:

  1. Hola, me encanta el tutorial. ¿Dónde has conseguido el preparado de la glasa???? gracias un beso

    ResponderEliminar
  2. Gracias!! Prometo mejorarlo =)
    Pues concretamente, en www.megasilvita.com, pero puedes encontrarlo en cualquier tienda online donde vendan productos de repostería, tipo fondant, cápsulas, colorantes...También en tiendas físicas de este tipo de artículos, si vives en Madrid, Barcelona, Málaga, Cádiz y no sé en que más ciudades habrá.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Hola.... Gracias... Vi tu video en youtube. Gracias por tu respuesta. Voy a hacer el glass para decorar brownies, tengo la duda, de que si me sobra glas, lo puedo guardar en el refrigerador?, y cuándo lo necesite de nuevo se le puede agregar agua?? ya que seguramente ya estará duro. O será que si lp dejo bien tapado se conserve?? Otra duda, si me sobra y lo guardo en en el refrigerador, cuánto tiempo me dura? Gracias :D!
    nietopaola@hotmail.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, de nada, para eso estamos ^^
      Glasa suele sobrar, porque es díficil calcular la cantidad exacta, así que lo yo hago es guardarla en la nevera pero sólo dos o tres días, ten en cuenta que lleva clara de huevo.
      Para aprovecharla, suelo hacer figuritas llamados transfers, que luego me sirven para decorar cupcakes, galletas o tartas. Tengo una entrada titulada "Como aprovechar glasa sobrante" en la sección de trucos y consejos para que veas cómo se hace.
      De todas formas, yo he oido también que se puede congelar y luego dejarla descongelar a temperatura ambiente, pero no se como resultará. Justo ahora acabo de congelar la que me sobró este fin de semana, cuando la utilice te cuento que tal queda. Un beso!!

      Eliminar
  4. Muchas gracias por tus tutoriales!!! son super practicos. Una consulta:cual es la diferencia entre el glass para delinear y el glass para rellenar.
    Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro mucho, esa es mi intención!!
      La glasa para delinear es más espesa, parecido a la pasta de dientes. Cuando coges un poco con la cuchara no cae fácilmente. La de relleno es más con textura de yogur, sabes cuando está perfecta para rellenar cuando coges un poquito del cuenco y la vuelves a dejar caer y tarda unos 5-10 segundos en integrarse con el resto de glasa.
      También se puede hacer una que está en un punto intermedio con la que no hace falta delinear primero, sino que se hace el borde e inmediatamente se rellena, fundiéndose el borde con el relleno. Esto ya requiere más práctica y es también sobre gustos, hay a quien le gusta que se vea el borde marcado.
      Un beso!!

      Eliminar

Comenta aquí lo que te apetezca =)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...